jueves, 26 de noviembre de 2015

Estación Corrientes (F.C.C.)

expr:id='"post-body-" + data:post.id' expr:itemprop='(data:blog.metaDescription ? "" : "description ") + "articleBody"'>
"Oculta en un barrio como todos, como un edificio mas, es esta centenaria construccion que vio el progreso en la zona, lo inicios de la Corrientes primitiva, que aun conserva su total belleza e historia ferroviaria local..."






Fotos: Copyright - Cacciola Designs - Todos los derechos reservados.








Ferrocarril Económico Correntino es el nombre informal con que se conoce a las líneas ferroviarias de la provincia de Corrientes, Argentina, que utilizaron una trocha de 0,6 metros (conocida como tipo Decauville).
La primera línea, el Ferrocarril Primer Correntino, operó entre 1892 y 1904, cuando parte de sus vías fueron levantadas y otra parte continuó operando como un ferrocarril industrial del Ingenio Primer Correntino. La segunda línea, la Compañía General de Ferrocarriles Económicos de la Provincia de Corrientes, incorporó parte de la línea anterior y operó entre 1912 y 1927, cuando fue adquirido por el gobierno provincial correntino y renombrado como Ferrocarril Provincial de Corrientes.
En 1948 el ferrocarril fue nacionalizado e incorporado al Ferrocarril General Urquiza. No tenía ninguna conexión física con el resto del Ferrocarril Urquiza, que utiliza una trocha media. El 1 de noviembre de 1969, cuando cesó sus operaciones y algunos años después fueron levantadas sus vías férreas, incluso la línea industrial que todavía operaba en el ingenio azucarero. La red de vías se extendió por los departamentos: Capital, San Luis del Palmar, San Cosme, Mburucuyá y General Paz.
El ferrocarril utilizaba leña como combustible, desarrollando una velocidad media de 7 km/h y una máxima de 20, por lo que el viaje de 178 km entre las estaciones Corrientes y Mburucuyá demoraba casi 26 horas.

Ferrocarril Primer Correntino

El empresario italiano Francisco Bolla, dueño del ingenio azucarero Primer Correntino, logró que la Legislatura provincial sancionara el 18 de diciembre de 1890 una ley concesionándole la construcción y operación de una línea férrea con el propósito de trasladar cargas (principalmente azúcar de caña), empleados del ingenio y otros pasajeros.

1°. La línea á construirse será de trocha angosta de 60 centímetros, y de tracción á vapor, debiendo ser los materiales que para dicha vía se emplean de primera calidad.

2°. La línea se dividirá en dos ramales, arrancando el primero del Primer Ingenio Correntino hasta Villa de San Luis, y el segundo del mismo Ingenio hasta esta Capital.
Ley de concesión
La ley concedía a la empresa gratuitamente los terrenos de propiedad provincial o municipal por los que pasare la vía férrea y ponía por cuenta de la empresa las expropiaciones que se realizaran. El ferrocarril quedaba exento de todo impuesto por 30 años y debía tener una frecuencia mínima de tres viajes por semana, siendo las tarifas fijadas por el gobernador.
El primer tramo construido fue entre el Ingenio Primer Correntino y San Luis del Palmar, declarado librado al servicio por decreto del 23 de septiembre de 1892, pero las obras del segundo tramo fueron suspendidas por decreto del 17 de julio de 1896 al constatar el gobierno que la empresa había extendido ilegalmente la vía férrea desde San Luis del Palmar hasta el arroyo Riachuelito y estaba construyendo el tramo desde el Ingenio hacia la ciudad de Corrientes por un camino público sin autorización. Además de eso, no había iniciado el servicio en el primer tramos. El 14 de septiembre de 1896 el gobierno correntino emitió otro decreto autorizando la prosecusión de las obras y realizando nuevas concesiones a la empresa.
Luego fue inaugurado el tramo Corrientes-San Luis del Palmar, dictando el gobierno provincial un decreto el 24 de agosto de 1898 que declaraba finalizada las obras de su construcción y fue puesto en funcionamiento con un total de 62,49 km de vías. Las obras fueron diseñadas por el ingeniero Juan Coll. Desde la Estación Corrientes de este ferrocarril partía un ramal hasta el Puerto Italia y otro ramal que pasando por Santa Ana de los Guácaras llegaba al Ingenio Primer Correntino, desde donde se bifurcaba llegando a San Luis del Palmar por un lado y a un muelle cercano a Paso de la Patria tras pasar por San Cosme, por el otro.
El ferrocarril contó con 3 locomotoras, una de ellas de marca Tubize fabricada en Bélgica y las otras dos de la marca alemana Krauss. Recibieron los nombres de Roque (de 25 hp), Carlitos (de 10 hp) y Panchito (de 75 hp).
Las empresas de Bolla entraron en crisis y el ferrocarril quebró y dejó de operar en 1904, perdiendo la concesión y decretando el gobierno provincial el levantamiento de las vías, lo que se cumplió parcialmente, entre ellas las del ramal de San Cosme a Paso de la Patria y la del ramal a Puerto Italia. El tramo entre el Ingenio Primer Correntino y San Cosme siguió operando como ferrocarril industrial del ingenio azucarero hasta 1969.

Compañía General de Ferrocarriles Económicos de la Provincia de Corrientes

El 23 de septiembre de 1908 fue promulgada una nueva ley de concesión ferroviaria a favor del empresario naviero Carlos Dodero, quien adquirió parte de las vías existentes del Ferrocarril Primer Correntino y otros elementos remanentes. En 1909 comenzaron los trabajos para ampliar el ramal hasta Nuestra Señora del Rosario de Caá Catí, en donde se construyó la Estación General Paz. Este ramal fue abierto en 1912, luego de la adquisición del material rodante y de propiedades. El ramal del Ferrocarril Primer Correntino desde el Ingenio Primer Correntino hasta la Estación Corrientes había sido levantando, por lo que se construyó uno nuevo por otra traza. Desde Lomas de Vallejos se construyó un ramal secundario de 178 km hasta Mburucuyá, totalizando la línea 208 km de vías. Estuvo a cargo de la construcción el ingeniero italiano Mauro Herlitzka, a la vez director del Banco Francés del Río de la Plata.
Entre el material rodante adquirido por Dodero se hallaba una locomotora diésel Orenstein & Koppel de origen alemán, que desde 1993 opera en el Tren del Fin del Mundo en Ushuaia, con su trocha modificada a 0,750 m. Otras locomotoras similares de este ferrocarril están expuestas en las estaciones Concordia Central y Paraná y en el Museo Ferroviario Escalabrini Otiz de Retiro, Ciudad de Buenos Aires.

Ferrocarril Provincial de Corrientes y nacionalización

La concesión de Dodero también fracasó y la empresa paso a manos del Banco Francés del Río de la Plata y luego al gobierno provincial en 1927 hasta la nacionalización del ferrocarril por el presidente Juan Domingo Perón, quedando integrada en el Ferrocarril General Urquiza al constituirse este en 1948, hasta que fue desafectada en 1969 ante el progresivo deterioro provocado por las inundaciones de las vías y la falta de mantenimiento adecuado. El último tren corrió hasta la Estación Corrientes el 29 de octubre de 1969. Cuando se realizó el levantamiento de las vías, se levantaron también las pertenecientes a la Sociedad Anónima Río Paraná Azucarera, en Ingenio Primer Correntino, lo que dio lugar a un largo pleito.
No tenía ninguna conexión física con el resto del Ferrocarril Urquiza, que utiliza una trocha media. En 1966 la línea contaba con 8 locomotoras y con vagones construidos en Corrientes. En Santa Ana de los Guácaras existe un museo ferroviario en donde se exponen elementos de este ferrocarril y en 2009 se iniciaron estudios para reactivar para uso turístico el tramo entre Santa Ana de los Guácaras y el Ingenio Primer Correntino.

Ramales y estaciones

Antes de cerrarse en 1969 la línea comenzaba en la Estación Corrientes (km 0), ubicada frente a la plaza Libertad, junto a la cual se hallaban los talleres, y salía de la ciudad de Corrientes hacia el este por la actual avenida Centenario. En Ingenio Primer Correntino se desprendía un ramal industrial de 13 km hasta la Estación San Cosme, que pertenecía al Ingenio Primer Correntino. Desde la Estación Juan Ramón Vidal el ramal continuaba hasta la Estación Lomas de Vallejos (km 124) en donde se bifurcaban los ramales hacia Caá Catí y hacia Mburucuyá. El ramal a Caá Catí tenía 31 km y finalizaba en la Estación General Paz (km 154) de Caá Catí. El ramal a Mburucuyá tenía 55 km de largo, finalizando en la Estación Mburucuyá (km 175), teniendo en el Apeadero Manantiales (km 160) un desvío para cargas.



Mapa representativo de todo el recorrido con sus paradas.


Historica fotografia: Fachada total de la estacion con una formacion detenida, la que diariamente prestaba servicio no aclara por donde pasaban y estacionaban las formaciones, al frente del edificio y no detras como se pensaba...



Comenzamos por la esquina de la calle lateral Gral. Roca en la esquina de Bolívar encontramos el gran galpón que fueran los talleres ferroviarios y ahora funcionando como deposito de distintos elementos del gobierno Correntino, vehículos, electrodomésticos, muebles, etc. 


Preguntando a los vecinos actuales de la zona, no tienen la mas minima idea de la antiguedad de esos paredones y que fueron hace mucho tiempo...Un patrimonio unico e irreemplazable.



Ventana de los talleres que aun se conserva la antigua carpinteria.




Mirando al mas minimo detalle, todavia persisten al paso del tiempo las bisagras de dichas ventanas.



Dando vuelta la esquina sobre la misma manzana, quedan vestigios de los postes que delimitaban el terreno ferroviario.



Ya llegando a la esquina sobre la misma manzana calculamos que alli estaria la estacion...


Y aqui esta.... la estación Corrientes, la estación mas importante, ubicada en la zona urbana de la capital y con un edificio desproporcionalmente monumental frente al resto de esta modesta línea. El predio de la estación fue de aproximadamente tres manzanas. En una de ellas, ocupada hoy por dependencias del Gobierno de Corrientes, se encuentra el edificio principal. La fachada comparándola con fotos de época se encuentra casi sin modificaciones, llama la atención la cúpula revestida en pizarras y con un gran reloj. En el interior pude visitar el pequeño hall con la ventanilla de la boleteria.


Aunque ya no queda rastro alguno de vias o trazas tenemos el privilegio de estar tan cerca de este tan significativo edificio de la historia ferroviaria de Corrientes.


Primer etapa de recorrida por la fachada, vemos el pequeño edificio de lo que fueron los baños publicos, aislado de la estacion pero muy cerca de esta digamos.


Detalle de los porticos elaborados en cada ventana de la estacion, con una reiterada cabeza de leon, seguramente para demostrar poder, fortaleza y progreso, muy adecuado para una estacion central.





Curiosamente el portico de la puerta principal de acceso a la estacion se a colocado un rostro de mujer.


Detalle de las fuertes puertas de madera que daban acceso a los usuarios a las boleterias y salas de espera.



Detalles historicos y unicos! que nos demuestran que estabamos en el lugar indicado, las siglas F.C. (Ferrocarril Correntino).


Detras de los arboles se asoma la gran e inconfundible cupula que en los años que funcionaba el tren junto a su reloj fue un referente a la hora de destacarse por sobre toda construccion de la epoca.



Vista lateral.




En la manzana siguiente, frente al edificio de la estacion una casa muy particular que por lo que se sabe fue de personal jerarquico del ferrocarril.







Volviendo al edificio de la estacion en un lateral vemos una gran dependencia que tiene aspecto de casa, seguramente pertenecio al jefe de estacion hoy es utilizda por el gobierno de Corrientes.




Donde hubo vias ahora hay una calle.


Un poco asomado todavia se conserva intacto el techo que protegia a los andenes, ya desaparecidos.


Detalles significativos de las dependencias adjuntas.


La gran puerta que daba el acceso a los pasajeros a las oficinas de boleterias, encomiendas y telegrafo junto a las salas de espera general.


En la gran cupula se destaca el gran reloj que fue referente durante decada en la zona para regular todas las horas...
Pertenecio y fue fabricado en Londres por la extinta empresa Synchronome Clocks Co.
Famosa por sus sistemas de impulso-reloj controlados centralmente en edificios públicos hasta la década de 1970. 
Relojes observatorio exportados en todo el mundo. 
Responsable de la "pips" señal de tiempo original de la BBC.



De manera lateral a la ubicacion del reloj encontramos a una mujer de cada lado, desconocemos el significado y el porque de cada una ya que las mismas en cada mano poseen diferentes objetos, en este caso una especie de trigo.


Lateral derecho nos encontramos con una mujer que posa junto a un engranaje dentado.


Lateral de la cupula y su reloj, con gran detalle de ornamentos.


Detalles del portico de la puerta de entrada a la estacion.


En el acceso a la estacion todavia conserva en el piso dos filetes de material para decorar el acceso.


Manija de puerta de acceso.


Por otra vista lateral vemos mejor el techo de la zona que habia andenes. Hoy es utilizado por la gobernacion de Corrientes para guaardar material rodante.


La fachada centenaria.



F.C. (Ferrocarril Correntino).




Siguiendo la linea por donde supuestamente era el predio ferroviario y de maniobras, marcamos una linea imaginaria y caminamos, alla a lo lejos, aproximadamente unas dos largas cuadras se asomaba un edificio particular y diferente al resto... 


Al hacercarnos, el mismo poseia detalles y aberturas "muy ferroviarias", con un aire muy ingles, solo en esta construccion en ladrillo a la vista.


El portico y un gran detalle de apariencia solida y duradera.


Y aqui ya podemos definir quee este gran edificio, muy antiguo por cierto, era el circular para la reparacion y mantenimiento de locomotoras a vapor.


El edificio esta usurpado y no podemos lamenteblemente recorrer la zona donde ingresaban las locomotoras y su mesa girarotia, o si realmente exista alli.





Alrededor como se ve bien, el edificio se encuentra en un barrio como cualquier otro y sin exagerar, las decenas de personas que preguntamos informacion alguna no tienen idea que alli en su zona es tremendamen te rica en historia ferroviaria o que este edificio era tal.


En el interior de los talleres poseian mamposteria en sus paredes con ladrillos a la vista por fuera.


La estructira interior conformada por vigas de acero remachadas, todavia sostienen a las centenarias chapas de zinc.



Perfectaa configuracion de los ladrillos de clara intervencion inglesa.





No hay comentarios.:

Publicar un comentario